Una mujer obligó a un Aterrizaje Forzoso por Beber Champaña

Si bien la mayoría de nosotros sólo nos irritamos un poco cuando nos niegan un trago, una mujer llevó las cosas al extremo y obligó a que un avión hiciera un aterrizaje de emergencia sólo porque no pudo conseguir más champaña.

Aterrizaje Forzozo

Un vuelo de Moscú a Zurich tuvo que aterrizar cuando una pasajera de clase ejecutiva se indignó con el personal del avión, porque que no querían servirle más burbujas.

La mujer, quien ya estaba bastante ebria, se puso agresiva y empezó a caminar desesperada por los pasillos del avión.

¿Amante de la Champaña?

A pesar de que el piloto se había involucrado, la actitud de la mujer empeoró y terminó sujetando por las muñecas a un auxiliar del vuelo.

El piloto tuvo que hacer un aterrizaje forzado en Stuttgart, Alemania y la mujer fue multada con 5,000 euros.

A pesar de todo esto, pidió volver al avión. Como era de esperarse, le negaron el acceso, dejando al resto de los pasajeros con 45 minutos de retraso.

 

Fuente: Munchies / Vice